martes, 29 de marzo de 2011

DATOS, INFORMACIÓN Y CONOCIMIENTO


Los datos apenas tienen utilidad, pero si los procesamos obtenemos información que, sin llegar a ser una gran cosa, ya supone un avance. Pero si procesamos de forma inteligente esta información, obtendremos conocimiento.
Veamos qué ocurre si aplicamos esta regla a los datos de población activa por sectores en 2000 y los contrastamos con los de 2010…
La industria manufacturera, estratégica en el balance final de una economía, daba empleo a 2.361.000 personas en 2010, cifra exigua para un “país milagro”, pero el dato empeora si tenemos en cuenta que hemos perdido 521.000 empleos con respecto al año 2000. Los sectores más afectados son lógicamente los de la automoción, productos minerales no metálicos (baldosas, ladrillos, etc.) y la industria del mueble debido a la influencia del crack inmobiliario y la crisis global. Pero curiosamente la industria con peores cifras es la textil. En una palabra, empresas como Inditex (Zara) o Mango pueden ser bandera, pero no generan trabajo.
El sector “tractor” presentan un panorama a medio camino entre la desolación y la tundra siberiana. La construcción alcanza un pico de ocupación en 2007 con 2.734.000 empleos para caer a 1.663.000 en 2010 y registrar una perdida neta en el periodo 2000 – 2010 de 134. 000 personas.
Los sectores que viven de la economía familiar, por decirlo de alguna manera, sufren incrementos significativos. El comercio tiene una ganancia neta de 382.000 personas entre 2000 y 2010, la hostelería obtiene un incremento de 320.000 personas y el sector sanitario y de servicios sociales cierra la década con 484.000 empleos de ganancia neta.
Teniendo en cuenta que la construcción, el comercio y la hostelería ofrecen un perfil de puestos de trabajo bajo en lo que a cualificación se refiere, nos encontramos con 5. 894.000 personas que, como diría el otro, “trabajan para los que trabajan” que, por cierto son 2.361.000 sin contar a los 1.391.000 de funcionarios públicos y los 880.000 englobados en lo que denominamos “servicios a las empresas”.
Evidentemente, los cuatro millones largos de parados provienen de estos sectores por lo cual, la reflexión es también instantánea: ¿qué posibilidades hay de reintegración a un mercado de trabajo que se supone más exigente en cualificaciones de cara al futuro?
Por cierto, el sector de empleo doméstico creció en 325.000 ocupaciones en el mismo periodo.
Interesante aunque bastante inquietante.

9 comentarios:

Katy dijo...

De todo lo que has dicho se deduce que tú tampoco tienes idea de cómo recolocar a los cuatro millones largos de parados al mercado del trabajo.
El otro día oí una cita que me hizo reflexionar sobre las certezas:
"En la vida solo hay tres cosas seguras, la muerte, la ley de la gravedad y que las estadísticas son falsas".
Esperemos que así sea esta vez también, porque la economía va cada día de mal en peor y me temo que para largo.
Como siempre tus reflexiones dan en el clavo.
Un abrazo

JLMON dijo...

Hola Katy
Añado a tu cita una de Adam Smith:
Hay dos cosas inexorables: la muerte y los impuestos!
Cuidate amiga

Javier Rodríguez Albuquerque dijo...

Hola Jose Luis:
Siempre que pasamos por una crisis el grueso del pelotón de los parados son de baja cualificación. Tus datos lo ilustran, pero con este nivel desempleo no es descabellado pensar que al menos 1 millón de personas no volverán a trabajar o lo harán muy esporádicamente, con lo que ello supone para sus jubilaciones. O sea, que dentro de 25-35 años habrá unos cuantos con pensiones mínimas.
Sociedad del bienestar, que dicen.
Un abrazo.

Astrid dijo...

Hola Viajero,
Coincido con Javier en lo de que para un número importante de ciudadanos, las posibilidades de emplearse son muy, muy escasas.
Destaco lo que mencionas sobre Inditex y Mango de que no generan empleo (al menos de manera relevante). Su expansión y crecimiento en los últimos años se debe al mercado exterior, por lo que sí que generan empleo pero en otros países. Un efecto más de la globalización al que nos tendremos que ir acostumbrando, guste o no guste.

Saludos,

Josep Julián dijo...

Hola JLMON:
Hay que ver con las que te entretienes pudiendo estar tan ricamente sin pensar.
Ahora en serio, todos sabemos que tenemos una mano de obra en paro difícil de colocar si las exigencias de los "nuevos" puestos de trabajo que se creen suben un pelo su perfil.
Y lo de Zara y Mango no debe ser rara avis en cuanto a lo de no crear empleos en el país de origen. El señor IKEA, al margen de diseñadores y controllers, tampoco creo que genere mucha ocupación en Suecia. Aún recuerdo cuando todo Arteijo trabajaba para Zara.
Un abrazo.

JLMON dijo...

Hola Javier
Efectivamente, la cifra anda por ahí aunque alguien que sabe mucho de esto me dice que 1´5 son totalmente irrecuperables...

JLMON dijo...

Hola Astrid
Gracias por la visita, sí todos coincidimos en el diagnóstico.
Lo de Zara y cia. está claro, pero en muchas ocasiones se las pone como ejemplo a seguir y no es oro todo lo que reluce.
Cuidarse

JLMON dijo...

Hola Josep
Si es que no tengo remedio. Con lo bien que andaría paseando por esa playa junta a la casa, verdad?
Cuidate

Fernando López Fernández dijo...

hola José Luis:

Saber los datos es un arte y tu lo acabas de demostrar. Mejore o no la cosa, si estos sectores que comentas no se reactivan o surjen otros que requieran baja cualificación me da la sensación de que la cifra del paro no bajará munca.
Un abrazo

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...